jueves, 27 de septiembre de 2012

Uno. Ocho

Ellos no habían visto la noche
por años.
Y una vez que salieron
no encontraron estrellas
y mucho menos
la luna.
Siguieron andando
buscándola.
Llegaron entonces
al final de los tiempos
y se dieron con un objeto
enorme
y brillante.
¿Qué es esto?
se preguntaron
y no pudieron responderse.
Tanto tiempo
habían pasado bajo techo
tanto tiempo
habían pasado a oscuras
que no reconocieron
aquello por lo que habían
andado tanto.
Publicar un comentario